OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Reseña: Mi Custodio de Laura Nuño

Estamos de vuelta con una nueva reseña, en este caso, de una autora de carácter nacional que enamora, y no sólo porque escriba novela romántica, sino, por mucho más.

Como bien sabéis, yo soy una fiel amante de la literatura fantástica y leo muchos (demasiados según algunas personas) libros del género a lo largo de todo un año. Pero hacía muchísimo tiempo que un libro que tratara temas románticos y fantásticos, fuera capaz de absorberme de tal manera que me leyera los tres libros de la saga, en apenas cuatro días.

jadme que me presente, soy un Custodio, un Oculto. Un ser que vive en las sombras desde hace dos mil cincuenta y ocho años. En mi vida solo hay una misión: proteger a los humanos, aunque los odio con toda esa alma que perdí hace tantos años.


Sin embargo ahora todo ha cambiado. La he descubierto a ella, mi destino; mi luz. La necesito. La quiero.

Desde que la percibí por primera vez, mi existencia tiene un objetivo. Pero la busco y me elude…Ya no puedo soportarlo más.

Si pudiera estrecharla entre mis brazos no me importarían las consecuencias ni el castigo que me espera. Porque ella…Ella es diferente. Cuando por fin la tenga a mi lado, me dará igual todo lo que ocurra.

¿Podré llegar a alcanzarla?

Sinopsis Mi Custodio (Laura Nuño)

Y es que la historia nos traslada, en un inicio a la época de los celtas y lo íberos en la península ibérica. Allí se nos presenta a un guerrero Astur, letal e implacable llamado Ronan, que le entrega su alma a La Triada de la Oscuridad (conformada por los dioses celtas Tarantes, Teutates y Esus) y se convierte en un ser de la noche, en un Custodio.

Su trabajo, es acabar con los vampiros, o corruptos, con cualquier ser que amenace a la humanidad en general, para así preservar la paz además de mantener oculto el mundo de las sombras de ojos indiscretos.

El tiempo pasa y de repente, estamos en Coslada, viendo como Ronan y el resto de sus compañeros, líderes de zona, protegen las calles de Madrid de cualquier peligro, sobre todo de los vampiros infectados y de los reales (vampiros originales) corruptos.

Alba y Ronan (se que una servidora no es Nat, pero es lo que hay).

Esa es su única finalidad. Proteger a los humanos sin ver la luz del sol, nunca más. Como ser sin alma, debe luchar para proteger el porvenir de la humanidad. Y ¿por qué no? en su tiempo libre aprovecha para tener sexo con todas las hembras que puede y se cruzan en su camino.

Pero todo su mundo cambia cuando aparece Alba. Y todo su mundo se viene abajo.

Se trata de una joven escritora e historiadora, bajita, albina y que a su edad, como su amiga Selene se empeña en recordar, es virgen. Cuando conoce a Ronan, manda su coherencia de vacaciones y decide que lo único que quiere, es volver a tener un encuentro con ese imponente hombre que hace que pierda el sentido.

Aunque ambos quieren lo mismo, sus mundos no son compatibles, y una amenaza que ronda a Alba puede hacer que las cosas cambien mucho.

Encontré el libro por mera casualidad… bueno, en realidad el que encontré primero, fue “Mi Druida”, que es la tercera parte de la saga, me puse a investigar y ¡tachán! enganchada de estos seres de la noche me he quedado. Quizás una de las cosas por las que más me han gustado, como dije antes, es porque me recuerdan muchísimo al estilo que tiene J.R. Ward de contar sus historias.

Me refiero, el argumento, es completamente diferente, pero sigue el mismo hilo. Seres de la noche, solitarios, que te pueden matar de un soplido, que se enamoran de una chica humana, que para ellos es frágil pero que es de armas tomar.

Y para que mentirnos, el mero hecho de que Laura mezcle fantasía, romance y mitología celta, eso ya hizo que mi cerebro explosionara y no pudiera parar de leer, sumado a las referencias que hacía a diferentes zonas de Coslada, cantantes y grupos nacionales, etc, etc…

“Yo sabía que era mía, pero también que nunca podría tenerla. Porque me importaba demasiado como para hacerla sufrir. Porque no podía darle aquello que ella necesitaba.”

Ronan, el Astur

Como dije, fue un libro que encontré por casualidad, y no sólo me enamoré de su historia, los puntos de humor que tienen ambos personajes y su entorno, harán que en más de una ocasión, se te salten las lágrimas y te duela la mandíbula de tanto reír.

La trama, engancha desde el primer momento, no sólo porque la curiosidad de como van a hacer los personajes para acabar juntos, sino que también, por el mero hecho de que son como el agua y el aceite, de que sus mundos son paralelos e incompatibles… en definitiva, demasiados obstáculos para sortear, y mucha intriga de como lo conseguirán.

Otro punto muy a su favor es que el libro, no se centra exclusivamente en la relación amorosa que tienen ambos personajes (aunque es lo principal, por razones obvias). También te encontrarás numerosas escenas de luchas, conflictos, tensiones, monstruos … Vamos que lo tiene todo.

Ronan, es sin duda uno de esos personajes con los que todas soñamos en algún momento: fuerte, con carácter, protector pero con su infinito romanticismo y un pasado oculto y misterioso que lo ha marcado de por vida. Y en algunos momentos, un verdadero capullo integral. Sus puntos de humor, son sin duda uno de los atractivos fuertes del libro, no podría contar con los dedos de la mano las veces que me hizo reír.

Por otro lado, está Alba ¿habéis escuchado que la mala leche se vende en frascos pequeños? Ella es su más fiel representación. No se dejará intimidar, por nada, ni por nadie (por muy semidiós que sea…). Sabe lo que quiere, y no parará hasta conseguirlo. Además de que tiene cierto toque de locura que hace que desde el primer momento te enamores de esa pequeña albina .

El final es un final cerrado y después de tanta tensión a lo largo del libro es algo que me gusta. La segunda parte, se centra en Leo, una bestia, una especie de hombre jaguar con muy mala leche y con complejo de ser un peligro andante. Y nada más acabar con Mi Custodio, me puse como una loca a leerlo… así que en breves tendréis su historia por aquí.

Sandra

Sandra

Sandra de Lucas (León, 1996) es una apasionada de la literatura que adora vivir aventuras de la mano de un buen libro. Antes de dedicarse al mundillo literario quiso ser criadora de dragones (pero la idea no llegó demasiado lejos, no sé yo porque…). Actualmente es escritora, blogger y podcaster a tiempo completo.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *